¿Qué significa buscar la paz interior? Posiblemente sea, dicho sencillamente, encontrar la manera de no pensar tanto, de liberarnos del pensamiento. Hacia ese punto se dirigen todas las prácticas de meditación y la búsqueda de todo estado de liberación. Estar liberado significa despojarse de algo. Despojarse de condicionamientos. Es quitarse peso para andar con más soltura, es desenvolverse como una pluma acunada por el viento.

El peso de la razón nos aprisiona, nos erosiona como un martillo, nos ata a una realidad que casi nunca tiene que ver consigo misma. Porque la realidad, su esencia más pura y noble es la del vacío. Cuando se habla del vacío a menudo se piensa en algo hueco y oscuro, sin sentido. Pero no hay nada que tenga más sentido que el vacío. El vacío es el principio de todo y la ansiedad surge precisamente del miedo al vacío y la necesidad de llenarlo con lo que sea.

El pintor crea su obra de arte a partir de un espacio en blanco, el sacerdote comienza su sermón a partir de un silencio consensuado. Al despertarnos del sueño de la noche comienza nuestra tarea de ir llenando el vacío. La paz interior es un estado donde no es necesaria la palabra para dar sentido a esa vivencia. Vivir la paz interior es únicamente dejarse llevar por lo que “es verdadero” sin necesidad de decir “esto es verdadero porque…”. Como dijo Yuan-Wu: “Cuando ya no hay nada ligado a tu mente, y has llegado limpiamente al otro lado, estás preparado para el perfeccionamiento”.

Consejos para encontrar la paz interior

¿Qué quiere decir con “llegar al otro lado”? Significa acceder al vacío de la mente. A limpiar ésta de los pensamientos ordinarios, a cultivar la atención correcta, que es aquella que “está presente sin más en el ahora”, sin otra intuición que la que precisa la contemplación silenciosa del momento presente.

La paz interior es sentir que la conexión mente espíritu es totalLa paz mental significa dejar de luchar por el tiempo en el que somos capaces de permanecer en ella, apartando de un plumazo todos los problemas y contratiempos de nuestra rutina diaria.

Conoce los 5 consejos que te ayudarán a encontrar la paz interior:

1. Preocupaciones

Preocupaciones

Cada que detectes una preocupación en tu vida, trata de delimitarla, no dejes que te amargue el rato o que atrape tu atención. Muchas veces te darás cuenta de que es más fácil de lo que parece y que el problema tampoco es “para tanto”.

2. Tu respiración

Respiración

Trata de respirar profundamente y relajarte un poco. Una buena forma de hacerlo es ponerte la mano en el estómago y contar las respiraciones. Así sentirás como una sensación de placer y bienestar recorre tu cuerpo.

3. Pensamientos positivos

El pensamiento positivo tiene una gran importancia en nuestras vidas, tener una buena autoestima mejorará mucho tus días. Entre más llenes tu mente de pensamientos positivos mejor te sentirás en tus días.

4. Ejercicio

Ejercicio

Al hacer ejercicio lo que lograrás es desconectarte de todos tus problemas interiores y te ayudará a relajarte. El ejercitarte ayudará a cargarte de energías, se te subirá el ánimo si lo haces por las mañanas y si lo haces por las noches te ayudará a dormir bien.

5. Sueño

Sueño

Trata de que cuando vayas a la cama pienses solamente en cosas buenas y tranquilizantes, no dejes que el estrés y el enojo terminen con tu sueño, antes de dormir es el peor momento para pensar en tus problemas.

La paz interior es un estado de autoconsciencia absoluta de no necesidad. La realidad es una fuente de percepción, por tanto, algo subjetivo. La paz interior también es subjetiva en el sentido en que es vivida por cada individuo de una manera concreta. He ahí el problema de etiquetar conceptos.

Decimos “paz interior” y parece que designamos algo presente de la misma forma subyacente en la persona, pero la paz interior es una experiencia única e irrepetible, por mucho que se parezca a cómo la ha vivido otra persona. Por eso, hemos de dejar llevarnos por la percepción para captar la realidad. Ser conscientes de los fenómenos que se nos muestran en todo momento.

Ahora que conoces estos consejos ¿qué esperas para encontrar tu paz interior?